Close

Back to blog

58º Salón Náutico de Barcelona: Barcos más tecnológicos

La náutica de recreo se caracteriza por su dinamismo y su capacidad de implementar con rapidez los avances tecnológicos que se producen en todos los ámbitos de la industria, pero especialmente en materiales de construcción, electrónica, sistemas de gestión y control, ayudas a la navegación, comunicaciones y en el terreno digital.

Hoy ya no se concibe una embarcación en que los sistemas de a bordo no estén integrados y ejemplos de ello son las pantallas táctiles multifunción que integran todos los equipos de a bordo y que todos los grandes fabricantes de electrónica náutica (Raymarine, Garmin, Furuno…) ofrecen en diferentes tamaños y capacidades. Son pantallas que permiten ver y controlar todos los parámetros de los equipos del barco, desde los del motor (velocidad, consumo, autonomía, etc.) hasta los de navegación (viento, rumbo, velocidad, posición sobre la carta…) y permiten escoger qué es lo que queremos ver en cada momento, solos o combinados: carta náutica, radar, sonda, datos de navegación, de motores, cámaras de a bordo, información meteorológica, conocer quién navega a nuestro alrededor, el estado detallado de los sistemas de a bordo (energía, combustible, agua…) e incluso controlar la climatización, la iluminación o la música ambiental de cada zona. Los visitantes podrán verlo en los stands de Raymarine (Axiom Pro e XL), Garmin (GPSMap y Glass Cockpit ) o Furuno (NavNet TZ2 Touch).

Y esto podemos verlo tanto desde a bordo como desde casa e incluso planificar la navegación desde el sofá gracias a los programas y apps de navegación como Blue Chart Mobile (Garmin).

También los visitantes podrán ver las apps que cada fabricante de motores (Volvo, Yanmar, Yamaha, Mercury Mercruiser…) ofrece para controlar absolutamente todos los parámetros de sus motores, ya sea desde una pantalla multifunción o desde una tableta conectada vía wifi o Bluetooth.

Espectaculares son los avances que se están produciendo últimamente en el terreno de los estabilizadores para poder disfrutar mejor de los fondeos, evitar los mareos y convertir la estancia a bordo en un placer incluso con fuerte mar de fondo. En este terreno, los visitantes podrán familiarizarse con los sistemas de estabilizadores Quick y Seakeeper montados en algunas de las grandes unidades a motor expuestas.

También en sistemas de autotrimado de la embarcación en navegación se están produciendo numerosos avances para regular el asiento óptimo del barco automáticamente. Es el caso de las firmas Humphree y ZeepWake que pueden verse en algunos de los modelos de barcos a motor expuestos.

No menos interesantes resultan, como aplicación tecnológica, los sistemas de ayuda al amarre, entre ellas las desarrolladas por el astillero Bénéteau como el Dock Control que permite amarrar simplemente con la ayuda de un joystick y que puede verse en muchos de los veleros del astillero, el 360 Docking de Jeanneau que realiza las mismas funciones, o el Assisted Sail Trim de este último astillero que permite trimar automáticamente las velas o virar con solo presionar un botón sin que tenga que intervenir ningún tripulante a los winches cazando o amollando escotas.

También hay que detenerse en sistemas de ayuda al atraque mediante joystick aplicados a las embarcaciones con motores fueraborda y que han tenido un notable desarrollo en el último año, como es el caso de los fabricantes de fueraborda Yamaha o Mercury y del de motores dentrofueraborda Mercruiser.

Otro terreno en el que se han producido notables avances y se han implementado soluciones que antes solo se veían en los grandes mercantes es la adopción masiva del Automatic Identification System, por el que podemos conocer todo lo referente a los barcos que están en nuestras inmediaciones, desde la posición hasta el rumbo, la velocidad o el nombre y la carga que llevan, ahora ya disponible en todas las pantallas multifunción e incluso en la mayoría de los últimos equipos de radio VHF como los Icom IC-M506 CE o los Garmin 115 con GPS y AIS 800 integrado.

La lista es interminable. Todo lo que se pueda imaginar ya existe, y si no, llegará en poco tiempo. La domótica, la automatización o la realidad aumentada en 3D que ya ha llegado a la náutica de recreo, ya sea para facilitar la navegación, para incrementar la seguridad a bordo o, simplemente, para poder disfrutar más y mejor del mar.